La Guardia Civil presenta en Boadilla el ‘Plan Verano 2017’

Más de 500 agentes integran el operativo especial de la Guardia Civil en la Comunidad de Madrid para este verano, que se centrará zonas y áreas recreativas, prevención de incendios, el plan de turismo seguro y la prevención del robo en viviendas.

El dispositivo ha sido presentado por la delegada del Gobierno de Madrid, Concepción Dancausa, en Boadilla del Monte, donde ha estado acompañada por el alcalde de la localidad, Antonio González Terol y el coronel de la Comandancia de la Guardia Civil en Madrid, Santiago Caballero.

El dispositivo, denominado ‘Plan Verano 2017’, se activará desde este sábado 17 de junio hasta el 3 de septiembre. Los efectivos forman parte de las unidades del SEPRONA, Tráfico, Escuadrón de Caballería y Servicio de Rescate e Intervención de Montaña, entre otras unidades.

MEDIDAS EN BOADILLA

En el acto se han podido conocer algunos de los medios y efectivos que participarán en la operación estival como las patrullas de embarcación rígida y motocicleta del SEPRONA, una patrulla de motoristas de tráfico, un furgón y una embarcación de las UAS, parte del escuadrón de Caballería, miembros del Servicio de Rescate e Intervención de Montaña así como una patrulla de la Policía Local de Boadilla.

Muy relacionado con este servicio de vigilancia está la prevención de incendios en la que, según ha señalado González Terol, el Ayuntamiento de Boadilla está realizando un trabajo preventivo altamente eficaz que ha permitido pasar de los 26 conatos de incendio en el monte que hubo en 2011 a ninguno en todos los años posteriores. Durante todo el año, en colaboración con la Comunidad de Madrid,   se trabaja en la limpieza del monte,  que ocupa casi 800 hectáreas, prestando especial atención a los 38 kilómetros de cortafuegos y al mantenimiento de  las fajas de seguridad.

A las labores que realiza el retén forestal regional, integrado de forma permanente por 12 personas, se suman los cinco efectivos municipales que suma como refuerzo en época estival el Ayuntamiento. Además, según ha recordado el alcalde, hay que añadir la labor que realizan las “ovejas-bombero”, casi 700, que pastan por las fajas perimetrales del monte durante varios meses realizando un desbroce y limpieza natural.

 

No hay comentarios

Dejar una respuesta