Según ha publicado OK DIARIO el concejal de Ciudadanos en Boadilla del Monte, Luis Eugenio de Armendaritz, aprovechó un acto organizado por el Ayuntamiento para repartir propaganda de su formación sin la previa autorización.

“No se puede señalar con una mano a la Generalitat de Cataluña por adoctrinar a niños en las escuelas, y repartir publicidad política a menores de edad con la otra”, opina una vecina indignada a la vez que me asegura que vio como los pasquines del concejal naranja llegaron a ser recibidos por menores de edad.

Ciudadanos lo niega. Aseguran que desde Ciudadanos Boadilla no infringieron las normas, que no existe ninguna sanción al respecto ni les consta denuncia alguna, que repartir publicidad política no es ilegal y que en ningún caso se han dirigido a niños.

Ernesto L.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here